Últimamente he estado documentándome mucho sobre moda sostenible y me he dado cuenta de que no sólo no tenía ni idea de este concepto, sino que además me queda muchísimo por aprender todavía.

Ya no sólo el sector de la moda, sino también el futuro del planeta van por muy mal camino y hay que hacer algo por cambiarlo. Aunque por el momento vamos a centrarnos en la industria textil, la segunda industria más contaminante después de la del petróleo.

¿Sabías que se necesitan 2700 litros de agua para fabricar una camiseta de algodón convencional y 8000 litros para fabricar unos simples vaqueros? La industria textil es la responsable del 20% de la contaminación de las aguas y también del 10% del total de emisiones de CO2 en el mundo. Además de toda la sobreexplotación de los suelos y la cantidad de pesticidas que se echan a las plantas (de ahí pasan al suelo y sucesivamente al agua, contaminándola así y causando serias enfermedades a las personas que viven al alrededor) y la cantidad de químicos que se utilizan al crear las fibras del tejido.

Podría seguir hablándoos de todos los impactos de la moda en el medio ambiente pero no es el fin principal de este post.

Greenwashing

Marcas como Zara o Mango por ejemplo, empezaron hace unos años a hacer campañas y colecciones de moda sostenible. Al principio me pensaba que esto era realmente un gran avance en la moda sostenible, por fin las grandes marcas estaban intentando hacer cambios. Incluso escribía siempre posts sobre sus nuevas colecciones y sobre lo baratas que eran. Pero resulta que era todo Greenwashing. Greenwashing es una estrategia de marketing de las empresas para parecer más ecológicas. El problema es que una empresa con tanto impacto en el sector de la moda y en el medio ambiente, como lo puede ser Zara, es prácticamente imposible que sea sostenible. Es complicado que una prenda sea 100% sostenible y además barata, pues todos los costes que conlleva esa prenda son bastante altos. Una marca de Fast Fashion sería difícilmente sostenible, ya que su interés principal son básicamente las ganancias económicas de dicha empresa. Para ganar más dinero, tienen que gastar lo mínimo (reducir los costes. Por ejemplo en salarios, calidad, etcétera) para poder poner los precios mas bajos ampliando el público objetivo y de esa forma, vender más.

¿Qué es la moda sostenible realmente?

Moda responsable con el medio ambiente y con las personas que trabajan para el sector de la moda. También llamada ‘Slow Fashion’.

Una prenda ecológicamente sostenible podríamos definirla como:

  • Una prenda hecha a base de materiales con poco impacto en el medio ambiente o con materiales reciclados.
  • Con la que se usan tintes naturales y sin pesticidas, ni ningún otro tipo de tóxicos,
  • Que se distribuya de forma que no dañe al medio ambiente.

Una prenda socialmente sostenible sería una prenda que ha sido confeccionada por personas con un salario digno. Hoy en día los salarios de las personas que trabajan en países subdesarrollados son los salarios mínimos, aunque son legales, son demasiado bajos como para poder vivir bien. Esas personas se ven forzadas por ello a trabajar durante horas seguidas sin parar haciendo horas extra (qua a veces no llegan a cobrar) incluso todos los días de la semana.

Moda circular

Una parte muy importante de la moda sostenible es la moda circular. Las prendas que nosotros solemos comprar hoy en día vienen de un sistema lineal. La prenda se confecciona, se vende, se usa y finalmente se tira. Lo que se intenta con la moda circular es conseguir que esa prenda no se tire, si no que se reutilice para, de esta forma, no crear prácticamente ningún tipo de residuo textil. Se puede reciclar de distintas formas, como puede ser regalar la ropa una vez usada, comprar ropa de segunda mano o reciclar el tejido en contenedores textiles. En la moda circular lo que se pretende es darle una nueva vida a la prenda.

¿Cómo puedes ayudar?

Para empezar, os voy a dejar links de distintas tiendas de moda sostenible al final del post para que les echéis un vistazo.

Hay muchas formas de contribuir a la moda sostenible:

  • La primera que se me ocurre sería comprar ropa de segunda mano, así en vez de comprar una prenda nueva, le das una nueva vida a otra y encima te sale bastante más barato.
  • Otra forma sería regalando la ropa que ya no quieres a gente que sepas que la va a utilizar, nunca tirarla. Si ves que esa prenda ya no vale porque está dañada y no se puede arreglar, recíclala. Existen bastantes contenedores textiles, pero también puedes llevar tu ropa a los contenedores de H&M, por ejemplo. Con tu ropa lo que harán será seleccionarla y ver si se puede reutilizar. Sino, procederán a separar las fibras de dicha prenda para poder crear nuevos materiales y así, poder crear nuevos tejidos. Esto no es Greenwashing. Además llevando tu ropa a H&M recibes un descuento de 5€ para tu próxima compra por cada bolsa de ropa que lleves a los contenedores de la tienda.
  • Llevar una vida minimalista también ayuda bastante, no tener mucha ropa y vestir con básicos. Comprar ropa que no pase de moda para que dure más. Normalmente será más fácil y cómodo a la hora de elegir la ropa y no por ello vestirás peor, sino al revés.
  • Otra cosa sería intentar comprar ropa que esté compuesta por materiales puros, es decir, que la prenda no esté compuesta por distintos materiales, sino por uno solo. (Por ejemplo: 100% algodón…) de esta forma, resultará mucho más fácil la separación de fibras al final de vida de la prenda y será mucho más fácil poder reutilizarla.
  • Planchar la ropa, aunque parezca que no, es altamente contaminante, debido a la cantidad de energía que se gasta. Por ello debemos reducir el uso de la plancha y utilizarla solo cuando sea totalmente necesario.

Por último me gustaría citar a una de las diseñadoras y personas más grandes dentro del mundo de la moda. Vivienne Westwood decía que debemos comprar menos, elegir mejor y hacer que duren más nuestras prendas. Al fin y al cabo las llevamos todos los días y es lo que nos define desde el exterior. Valoremos más nuestra ropa.

“Buy less, choose well, make it last.” – Vivienne Westwood.

M x.

Marcas sostenibles:

Ecoalf: aquí

ALAZIA: aquí

dLana: aquí

Mandacaru’: aquí

IAIOS: aquí

coIRaxe: aquí

alolola: aquí

xiro: aquí

Sustainable Fashion: aquí

D-due: aquí

Stella McCartney: aquí

 

A %d blogueros les gusta esto: